Vitaminas del melón

¿Sabías que las vitaminas del melón son imprescindibles para mantener en adecuado equilibrio los niveles de vitaminas y antioxidantes en nuestro organismo? Esta refrescante fruta tan característica del verano es una fuente de nutrientes para la salud. En batidos, cremas, postres, zumos naturales o incluso en sopas, el melón se convierte en una de las frutas protagonistas en los próximos meses. Pero, ¿qué nos aporta este delicioso y exótico manjar?

Por una parte, el melón es un alimento muy rico vitamina A (beta caroteno), uno de los mejores antioxidantes que existen al prevenir el envejecimiento prematuro de las células. La ingesta continuada de vitamina A evita el desarrollo de diversas enfermedades y patologías alargando consecutivamente nuestra vida. Esta vitamina es esencial para mantener en buen estado el sistema inmunológico reforzando la elasticidad de la piel, las mucosas y los huesos.

Las vitaminas B y C también están presentes en el melón. La vitamina B, en concreto la B6 o piridoxina, ayuda a transformar las grasas e hidratos de carbono en proteínas mejorando la circulación, el sistema linfático y la depuración del organismo. ¿Qué más se puede pedir? De igual forma, la vitamina C interviene en la formación natural de colágeno, una sustancia presente en nuestros huesos que disminuye conforme pasa el tiempo y que mejora el aspecto de la epidermis. También favorece la absorción del hierro y la resistencia a las infecciones.

Por otra parte, el 80% de la composición del melón es agua siendo una de las frutas más diuréticas que existen para depurar nuestro organismo de grasas y toxinas. El potasio, el magnesio y el sodio presentes en el melón no solo mejoran el funcionamiento natural del intestino, sino que activan nuestro sistema inmune reforzando músculos, tendones y arterias. ¡Todo un bocado de salud!

Como ves, las vitaminas del melón son tantas que no deberías prescindir en tu día a día de esta riquísima fruta. Precisamente, uno de los mitos más extendidos en relación a su consumo afirma que comer melón engorda debido a los niveles de azúcares naturales presentes en este alimento. Nada más lejos de la realidad. El aporte calórico por cada 100 gramos de melón es mínimo. Por este motivo, es uno de los grandes aliados en la pérdida de peso, tanto en dietas como en programas de alimentación saludable que promueven el consumo continuado de frutas y verduras.

En Caridul somos expertos en el cultivo y posterior distribución de melones y sandías. Contamos con diversas variedades como el piel de sapo que satisface a todos los paladares. Desde que comenzamos nuestra andadura profesional hace más de 50 años, hemos contribuido a endulzar la vida de nuestros clientes ofreciendo productos con delicioso sabor y excelente calidad. Este verano pon en tu mesa productos Caridul y préparate para mejorar tu organismo con las vitaminas del melón. ¡Será tu mejor elección!